“El cambio climático es la amenaza más urgente que enfrenta nuestra especie”

Así lo aseguró ayer el actor y activista ambiental Leonardo DiCaprio, al recibir el tan esperado premio de la Academia de Cine por su protagónico en la película The Revenant, un filme donde el cambio climático incluso se hizo presente. El discurso de un hombre que aprovecha los grandes escenarios para generar conciencia planetaria.

Pocas veces en la historia de los premios Oscar la categoría a Mejor Película se ve desplazada, en términos de importancia y expectativa, por otra. Y es que durante los últimos meses, y en especial las últimas semanas, los ojos del mundo estaban puestos en qué ocurriría con el Mejor Actor en la 88º edición de los Premios de la Academia de Cine. Luego de cuatro merecidas nominaciones y de un jurado que parecía no tenerlo en consideración, el actor Leonardo DiCaprio obtuvo ayer su primer Oscar por su protagónico en el filme The Revenant.

Pero lejos de ser ésta una cobertura de espectáculos de lo acontecido ayer en Los Ángeles, se trata ni más ni menos que continuar aquél propósito que también ha acompañado la vida de DiCaprio en todos estos últimos años. A esa expectativa por el reconocimiento a su profesión y crecimiento actoral, se sumaba la intriga de quienes trabajamos con temáticas ambientales por ver si el actor y también activista llevaba elcambio climático arriba del escenario. Y así como la intención por su premiación protagónica se hizo real, así también lo fue respecto de la necesidad de comunicar algo más, de hacer del agradecimiento un momento para expresar un mensaje de concientización y promoción de acción al mundo entero.

“El cambio climático es real y está sucediendo ahora mismo”, con estas palabras DiCaprio marcaba un punto y aparte en su discurso. Con estas palabras el actor dejaba a un lado los previos agradecimientos para pasar a hacer sentir su voz respecto del principal problema que enfrenta la humanidad en el siglo XXI. Así, con estas palabras, no dudaba a la hora de poner sobre el escenario la importancia de la temática: “El cambio climático es la amenaza más urgente que enfrenta nuestra especie”.

El tema no resultaba ajena a la producción cinematográfica por la que estaba siendo premiado. The Revenant fue un desafío en términos de producción, realización y locación. Y en pleno rodaje, fueron los efectos del calentamiento global los que obligaron al equipo a mudarse de Canadá a Ushuaia (Argentina) para concluir con las filmaciones: de un día para otro, la nieve había desaparecido por completo imposibilitando contar con el ambiente deseado y necesario para la historia. De allí, el nexo conductor que ayer DiCaprio hizo entre sus agradecimientos y su mensaje activista: “The Revenant es sobre la relación del hombre con el mundo natural. Un mundo que en 2015 llegó a ser el año más caluroso registrado en la historia”.

Incluso en los agradecimientos, además de reconocer la labor del director (también premiado en su respectiva categoría), sus compañeros de equipo, su familia y amigos; DiCaprio no se olvidó de las comunidades indígenas, aquellas a quienes había dedicado un especial discurso durante los Globos de Oro.

Lejos de caer en frases hechas para titulares de portada, DiCaprio se mostró contundente respecto de quienes tienen la responsabilidad de asumir la problemática y el poder que cada uno de los ciudadanos tiene en el mundo para hacer sentir su voz: “El cambio climático es la más urgente amenaza que enfrenta nuestra especie. Necesitamos trabajar de manera colectiva y dejar de dilatarlo. Necesitamos apoyar a líderes alrededor del mundo que no hablen por las grandes corporaciones, los grandes contaminantes. Sino que hablen por la humanidad, por las comunidades indígenas, por las miles y miles de personas que son las más afectadas por esto, por los hijos de nuestros hijos, por aquellos cuyas voces fueron silenciadas por intereses políticos”.

Así, el cambio climático llegó a la alfombra roja. Así, hoy quizás más personas están preguntándose qué es lo que está ocurriendo en el mundo, qué es lo que ellos pueden hacer, qué es lo que ellos tienen que exigir a otros que hagan cumplir, con un propósito común: cuidar al único protagonista en toda esta cuestión… el planeta Tierra.  Aquel por el que DiCaprio expresó: “No demos por sentado nuestro planeta”.

Combustibles, política y un ambiente sin Oscar propio

La política y el ambiente se hicieron sentir horas antes sobre el escenario ante la categoría de Mejor Guión Adaptado. En un año controversial y expectante de elecciones presidenciales en Estados Unidos, uno de los dos ganadores a esta terna por poner las palabras y los acordes textuales acertados en The Big Short, no dudó a la hora de enviar un mensaje a los votantes, no sólo del país del Norte, sino del mundo entero: “Si no quieren que se roben su dinero, no voten por candidatos que reciben dinero de las petroleras“.

El cine ambiental contó este año con una única presencia propiamente dicha, gracias a la nominación del documental Racing Extinction en la categoría de Mejor Canción. Si bien no obtuvo la estatuilla dorada, el filme supo hacerse presente por su gran producción visual y sonora, y por el mensaje de acción urgente que reclama en pos del cuidado y la conservación de las especies, en especial, de aquellas que cuentan su presencia de manera regresiva en la naturaleza a causa del ser humano.

| Artículo publicado en Sustentator |

Sustentator

Tais Gadea Lara • 29 Febrero, 2016


Previous Post

Next Post